Protegidos por su enemigo


Una joven pareja se acaba de mudar a la casa de sus sueños en California. Muy pronto descubrirán que no son bien recibidos por uno de sus vecino, un severo padre soltero, oficial de la policía de Los Ángeles estrechamente unido al cuerpo, que se ha designado a sí mismo como guardián del vecindario. Sin motivo especial, el policía empezará a acosarlos.

akas: Lakeview Terrace, O Vizinho, La Terrazza Sul Lago, Harcelés
2008, USA, 106
Director: Neil LaBute Guión: David Loughery, Howard Korder Fotografía: Rogier Stoffers Música: Mychael Danna, Jeff Danna Intérpretes: Samuel L. Jackson, Patrick Wilson, Kerry Washington, Jay Hernandez, Ron Glass, Justin Chambers, Regine Nehy Fecha de estreno: 19 de Diciembre de 2008


Anuncios

Un comentario el “Protegidos por su enemigo

  1. Crítica y público vapulearon este film en su estreno, tras ser indiferentes durante años al estilo de su director, un LaBute que parece el único ´enfant terrible´ que nos queda hoy (con permiso de Winterbottom, claro). LaBute suele adaptar sus aclamadas obras teatrales, llenas de sexo, de deconstrucción de personajes y realidades, siempre con afán de parábola o ritualización, provocando al público bienpensante que acude a las salas a ver alguno de sus trabajos.

    Esta vez, nos encontramos ante un thriller dramático lleno de tensión y violencia, rodado al milímetro, preciso y atroz, donde la baza del racismo dibuja una realidad muy diferente a la que estamos acostumbrados a ver en la pantalla, donde se pretende incidir en la radicalidad que nos rodea en el día a día, que casi siempre está oculta, pero que a veces despierta y desemboca en la criminalidad (la violencia doméstica que llena las páginas de prensa y los informativos, las guerras civíles o fraternas que empiezan o continúan cada día pero que ya no son noticia).

    Antes que al estilo clásico (el personaje de Samuel L. Jackson parece una modernización del Kirk Douglas de “Brigada 21”), el film nos lleva a una especie de pesadilla que toma forma de atmósfera claustrofóbica partiendo de un par de desencuentros vecinales que no parecen casuales ni inocentes, y llega hasta el final sin dejarse por el camino la credibilidad, la psicología de los personajes ni la unidad narrativa.

    Lo que nunca logran efectismos de acción de antes (Charles Bronson) o de ahora (Van Damme, Seagal, Jason Statham) lo consigue esta trepidante cinta, con actores de primera (Jackson sobre todo, pero tambien los ahora en alza Wilson y Washington), con un cuidado y verosímil relato, con una excepcional unidad espacio-temporal, con un ritmo calculado y brillante.

    Que nadie se engañe, el film mezcla autoría con comercialidad, porque el cineasta se aparta solo en apariencia de su inconfundible estilo, y eso sí, evita dejarse llevar y lastrar la historia con alguna de sus peores ínfulas, pero salvo un par de detalles estrictamente ligados al género, es perfectamente defendible, y sobre todo, tremendamente disfrutable.

    Que tiemble Tony Scott como LaBute siga por este camino…

    Un film a redescubrir, a venerar. Sin duda.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s